San Nehmatela Alhardini

Joseph Kassab nació el año 1808. Su padre fue George Kassab y su madre Marium Raad. Ingresó a la escuela de los monjes de San Antonio en Houb en 1816 y allí permaneció hasta 1822. Posteriormente, ingresó al monasterio de San Antonio Ishaia para recibir su noviciado, en noviembre de 1828. Allí, adoptó el nombre de P. Nimatullah Kassab Al-Hardini y aprendió el oficio de encuadernación de libros.

Profesó sus primeros votos el 14 de noviembre de 1830. El 25 de diciembre de 1833, terminados ya sus estudios teológicos, fue ordenado sacerdote por el entonces Obispo Seiman Zwain en el monasterio de Kfifan.

Se hizo miembro del Consejo General tres veces: a partir de 1845 hasta 1848, de 1850 hasta 1853 y del año 1856 a 1858. Aún siendo miembro del Consejo, nunca dejó el humilde oficio de la encuadernación. Además, fue también instructor monástico en Kfifan. 

El P. Nimatullah vivió una vida muy santa. Fue un hombre dedicado totalmente a la oración...vivía "embelesado por Dios". Pasaba días y noches en meditación, oración y adoración Eucarística. La Virgen María era su guía y el Rosario su oración favorita. En vida, fue una persona muy humilde, sensible y paciente. Vivió los votos monásticos "de la obediencia, la castidad y la pobreza" a la perfección. Sus hermanos monjes y la gente que lo conocía solían referirse a él como "el Santo". 

Uno de sus alumnos fue Charbel Makhlouf, hoy San Charbel (1853 –1858).

El P. Nimatullah Hardini murió en el monasterio de Kfifan, el 14 de diciembre de 1858. Falleció después de una lucha de diez días contra una fiebre que contrajo a causa del viento helado del invierno del norte del Líbano. Tenía entonces sólo cincuenta años. Murió sosteniendo entre sus manos una imagen de la Virgen María y pronunciando como sus últimas palabras lo siguiente: "Oh, Virgen María a tus manos encomiendo mi alma". La gente que estuvo presente, afirma que en ese momento una luz divina iluminó la habitación del P. Kassab y que un perfume especial se podía percibir en la habitación hasta varios días después del fallecimiento del sacerdote. 

Años más tarde, los monjes del Kfifan abrieron la tumba del P. Nimatullah y encontraron que su cuerpo había permanecido incorrupto. Éste fue entonces colocado en un ataúd cerca de la Iglesia del monasterio. A partir de 1864 hasta 1927, después de obtenido el permiso previsto por la autoridad eclesiástica local, se permitió a los fieles ver el cuerpo intacto del P. Nimatullah. En aquel mismo año la Comisión investigadora inicia el proceso para la Causa sacerdote. Así, el cuerpo del P. Nimatullah fue enterrado nuevamente en el monasterio, antes de su transferencia a una pequeña Capilla especial, donde son celebradas las misas para visitantes.

Fue declarado Venerable el 7 de septiembre de 1989. El 18 de mayo de 1996, por encargo del Patriarca, Su Beatitud Nasrallah Peter Sfeir, el cuerpo del sacerdote fue examinado y colocado en un nuevo ataúd hecho de cedro y colocado en el Monasterio de Kfifan, donde actualmente es visitado por una gran cantidad de fieles.

Muchas curaciones han ocurrido por su intercesión. Entre ellas destacan el regreso a la vida de un niño Musulmán cuya madre reclamó había muerto, la curación de una persona con una enfermedad neurológica incurable, la restauración de la vista de una persona ciega y la curación de una persona que sufría de cáncer.

El caso de Andre Najm es de particular atención debido a su reciente ocurrencia y por la investigación médica internacional que siguió.


Documental de San Nehmatela Alhardini